Archive for 29 mayo 2008

Donosti Donosti

mayo 29, 2008

Y ayer tuve un rodaje eterno, amén de reuniones surrealistas, tirones, peleas y terapia, y me he vuelto a perder Muchachada Nui. ¡Se me acumula el tajo de episodios a recuperar! Esta mañana me puse a hacer el troller, he venido a la agencia, currelado a full y ahora quiero ir una mica al gym antes de ir a Barajas camino a Donosti al festival de publicidad. Escribo esto rápidamente antes, ya que no tendré ocasión da actualizar si no hasta el domingo que regreso.

Frente a mi ofi hay una marquesina con una publicidad de una crema antiarrugas, supongo. o algo así, con Ana Belén. Resulta que cuando tenemos que buscar famosos para hacer “endorsments” (así se llama esto por aquí) siempre están clientes y agencia temerosos de que sea gente con pronunciamineto político. No sé si será porque se trata de una empresa francesa y no se entrean, lo dudo, porque seguramente lo lleve una agencia local, pero lo cierto es que me alegro un montón que pongan tol careto de una rojeras en una publicidad callejera (vale, no es el colmo de la izquierdista, pero es un poco como yo: rojo de “todos igual de ricos”, que pobre no quiere ser nadies, tenteras).

Artistas así hacen falta, y no palurdas como la Obregón, hablando de Anas, que esta no sirve ni para mandar a matar gayers. Será gilipollas, hablarlo por teléfono… Si no fuera algo supergrave, me daría risa…

Y qué más… no sé, me tengo que ir raudo. Puse una afoto que entrevé los primeros resultados de mi vigorexia, en el fotoplof. En el iTunes suena esta frase tan chula de Sam Sparro:

Keep your friends close and your enemies in your pocket…

Vull saber-ho tot de tu

mayo 26, 2008

Ay qué fan soy de La Casa Azul. Su última canción (darle al botón de pausa, no me preguntéis por qué), titulada como este post, la compuso Guille para el 25 aniversario de TV3, todita ella en catalá, esa llingua que me agrada tant y que no parlo res pero doy el pego una mica a veces. Es un tema muy Casa Azul, subidón, melodías preciosas, qué más decir. Que la tengo en bucle en mi iPod, que me he imprimido la letra y que la singalongo en los semáforos en mi Poyota y me la quiero aprender de memoria.

No sé por qué he tardado tanto en configurar mi last.fm para contabilizar las escuchas del iPod shuffle, que es el que más uso, en el gym y tal (que qué risa, mantengo en el last.fm, del antiguo Audioscrobbler, mi ancianísimo rey de los nicks, Oaky, que hace referencia a unos dibujos animados de mi infancia allende los mares; también el messenger va con una variante del mismo). Pues eso, decía que ahora van a estar bastante fiel y al día las estadísticas. A ver si noto una evolución, que siguen un poco atrapadas en el 2005 o así, cuando dejaba el iTunes tol día y toda la noche en aleatorio para generarlas.

Total, que esa canción ocupa la mayor parte de mis tímpanos en el gym y en el coche y en casa, y luego el disco de Ellos, que qué quieres que te diga, a mi me mola. También estoy descubriendo el de Sam Sparro, que me está gustando mucho. Sigo con el de la Mandonna, y las Puppinis, y el EP de Fangorda, que me chana para el gym. Y así en muchos países.

El viernes la fiesta fin de rodaje un poco assurda, por los bares de Conil, menos mal que la gente es tan remaja e hice risas, pero la verdad es que sin aditivos, en la absoluta abstinecia, no me da por alargar mucho la juerga. Además no puedo estar en sitios con humo, así que se desmonta y listo, pal hotel de vuelta con el realizador. Así aproveché un poquillo la mañana del sábado, me tumbé en la pisci a ver si lograba suavizar el moreno con marca de la camiseta de tirantes que me había hecho en el rodaje (aunque creo que no lo conseguí mitigar mucho), y ya nos marchamos a Jerez a coger el vuelo de vuelta. Tenía que pasar por la agencia a por mi Poyota, y como estaba tan fresco aproveché y me fuí al gym del tirón. Descansé un rato en casa después, y luego quedé con Xabi y un alegre grupete en el Teatro Arlequín para ver a La Terremoto y huir del fenómeno eurovisivo del que no formé parte para nada, afortunadamente.

Lo de la Terre, a ver, yo me reí, bastante, pero he de reconocer que ha desaprovechado un poco la oportunidad. Se trata de una sucesión de sketches, algunos ya vistos, otros nuevos, adaptaciones y recitados, proyecciones y alguna intervención de sus girls (bueno, hay un solo de la nueva, la pequela Cañadas, que nada que ver con el rollo Fresh, la otra Feldene), que suena todo a revisto, mucho folklorismo, mucho acento andaluz y mucho “maricón”… Creo que en un teatro debería haber hecho otra cosa; no es lo mismo el público de bar o disco o concierto, fumando y dando voces medio peo, que ahi sentados, en una sala a oscuras, todo para ti. Pero si incluso hace el Hung Up, que ya le vale, pero bueno, también es cierto que es por lo que más es conocida y seguramente la va a ver un público más general. En cualquier caso bastante decente todo, con highlights como el “Breakfast at Tiffany’s” del video de New York al principio, y cuando sale a ver la taquilla del teatro vecino: priceless.

Fuimos un rato al Josealfredo’s y yo ya marché pacasa; ellos siguieron un buen rato y se encontraron por ahi con Pepa (La Terremó de civil) y todo, me han contado luego. El domingo quedé con Tugramola para ir al gym, y comimos en el chino buffet vegetariano, todo un clásico oye. Luego él se fué a su teatro, y yo quedé con Depard para ir también al mismo, invitadísimos, y da la casualidad que el actor principal es amigo nuestro, así que fenomenal toda esa parte. “La Música”, de Marguerite Durás, teatro Fígaro. A mi me gustó, bastante, aunque he de reconocer que me pareció un poco demasiado intenso, muy arriba desde el primer momento, deja poco margen a una progresión, que más bien la da el texto, pasando de un conflicto intimista a unos derroteros piscópatas muy interesantes. Es corta, tiene música, mola, la recomiendo.

Después estuvimos merodeando en busca de algún sitio decente por Santa Ana en donde comer cosas sin ojos y que por lo menos no huela a cochifrito, y acabamos en torno a una pizza fugazzeta en un local medio horroroso en la calle de la Cruz, pero bueno, no estuvo mal. Yo me encontraba regulero, temía una recaída, así que hice la ruta dejando a los muchachos en sus respectivas, y me vine a casa, que hoy madrugaba. He tenido un día de aquellos: tres producciones a la vez, dos presentaciones, clientes, tirones, alegrías y peleas, novedades, satisfacciones, lucimiento y desgaste, todo en un día. Así y todo me animé a darle a la vigorexia un rato a última hora, que entre mi disciplina y los rollos que tomo, llegaré en un estado bastante decente al destape estival. Por lo menos para mi edad…

(Cómo me acabo de reír viendo a Gunilla en Muchachada Nui… que por motivos labo laborales me lo perdí el miércoles, eso y el episodio de Mujeres Desesperadas después del tornado, que me dejó en ascuas total…)

Derroche

mayo 22, 2008

Es un poco tarde, estoy en el hotel, venimos de cenar en Conil y mañana madrugo one more time, pero estaba con los mails así que aprovecho a una actualización pim pam pum.

Resulta que lo que comentaba en el post anterior, que había pasado un verano por esta zona de Cabo de Roche, y muy fuerte, tía… Según llegamos con el transporte al hotel, veo la casa en la que estuvimos, justo enfrente. Cuando vinimos aquel verano, esa casa era la última de la urbanización, y del otro lado de la calle, no había nada. Pero nada de nada, campo, junto a la bajada a la cala, desierta, totalmente natural. Pues bien, en ese campo han hecho este hotel gigantesco de cuatro estrellas, medio parque temático, en torno a un piscinón, y más allá del hotel, más casas. También una carretera que va hasta el faro, que antes no estaba (la carretera, digo, el faro si). El hotel está prácticamente en la cala, al igual que otras tres casas, en la misma playa, pasándose la Ley de Costas por el forro.

A ver, para mi, para nosotros, en esta producción, pos fenomenal. Mazo cómodo: de la cama a la playa a currar, y es un hotel de esos de pulserita todo incluído, así que lo que quieras everywhere one more time, pero da mucha pena… esto era súper chulo antes, jamás se me hubiera ocurrido que esta cala era aquella en la que pasé un verano estupendo, no se parece en nada…

Por lo demás el rodaje va fenomenal, hemos adelantado mucho porque hoy hizo muy bueno pero parece que mañana llueve a partir de la tarde. Me he puesto bastante morenito, así que me pondré poca base, eh, y me quemé con la forma de la camiseta de tirantes.

Regreso a Madrid el sábado. Me despido con Jay Brannan, que soy muy fan, y es conocido de mi ex Break, que dice que quizás lo traiga a tocar a Madrid… Su disco de debut, “Goddamned!!”, sale el 1ro de julio. Para ir abriendo boca, el primer video oficial. Resulta que él hacía videos domésticos en su habitación, de ahí el comienzo y final de este. Ay que me lo como…

i wanna be a housewife
what’s so wrong with that
can’t wait ‘til he’s in my life, yeah
cuz we haven’t met…

Para todo lo demás…

mayo 21, 2008

En breve salgo hacia la T4, vuelo a Jerez, para ir a Cádiz a rodar mañana y pasado un anuncio de una famosísima tarjeta de crédito. Vamos a un hotel en la misma cala en que rodaremos, en Roche, Conil. Conozco la zona porque hace pocos años pasé un verano allí con Gallo, Maritay, y sus respectivas parejas de entonces, y también estuvo Depard unos días de asilo, huyendo de unas vacaciones truncadas en Caños de Meca con su de repente nuevo ex novio. Habíamos alquilado un casoplón que no veas justo encima de una cala chulísima; teníamos un jardinaco con piscina y unas vistas fantásticas. Un marco inconmensurable. Menudo verano aquel, qué mal nos portábamos entonces…

La ópera del lunes era “L’Orfeo” de Monteverdi, considerada la primera ópera de repertorio. Después de varios años de abono en el Real ya tengo más que comprobado que las puestas en escena no tienen términos medios: o son modernísimas que te cagas (con su correspondiente polémica), o son casposas viejunas (que es lo que le gusta a muchos, si no la mayoría, de los asistentes). Esta es de la vertiente segunda. La música es incuestionable: lo que me puede gustar un barroquismo. Algunas arias de Orfeo, sobre todo las del submundo, tienen unas armonías tan inquietantes, muy muy emocionantes.

Pero la puesta fue bastante aburrida. Empieza bien: con el foso de la orquesta vacío y el telón aún cerrado, salen los músicos vestidos de época. Son “Les Arts Florisants”, una orquesta temática francesa. Luego se abre el telón y sube del suelo un gran decorado, un edificio de dos plantas en sección en torno a un patio; hasta que entiendes lo que estás viendo, sube y sube, muy chulo. A lo largo de toda la obra se la pasan parriba pabajo las escaleras y balcones los miembros del coro y bailarines y cantantes. Después del intervalo los músicos ya iban de paisano y salvo un momento de un ballet como de espíritus desbrazados, todo es muy predecible, muy de traje güeno con brocados y mira qué caída. Rollo muermo. Al acabar, habrán pensado: vamos a darle un punto ye ye, y salen todos vestidos de negro pero actual y bailan a su aire… unos haciendo breakdance y otro… el maikeljackson. Te lo juro.

Salí raudo que me esperaba Tugramola para cenar y darme unos regalos mejérrimos que me había traído, y qué quieres que te diga, mucho mucho no me apetecía quedarme aplaudir… La función había empezado tarde por “un problema con el satélite” (sic), y es que la retransmitían a vaios cines europeos en digital, en directo. Tigramola el probe me tuvo que esperar después de mis mensajes errados todos, pero bueno, como es tan paciente conmigo, todo bien y pasamos una velada muy agradable.

La noticia del día fue la salida ya del disco de Ellos, “Qué fue de Ellos”, que te juro que voy a comprar pero aún no he tenido tiempo, pero que lo tengo de los tunantes (asias one more time ohm) y me está encantando. Hombre, yo soy más de la vertiente del electropop, y éste a ratos pareciera de la vertiente del rock, pero me gusta mucho igual. Es muy Ellos. Fueraparte “Lo dejas o lo tomas” (a.k.a. “Cordero a la brasa”), que ya la conocíamos y está fenomenal, hay varias que suenan a jitazos. “No te enamores” con su falsete y su letra dark, “Paso de ti”, super pegadiza, “Si me vas a dejar”, “Todo el mundo está (en contra mía)” (los parentises son míos), y la bella intro y tema final, todo estupendo. No es que tenga mucho que ver, pero este disco a ratos me trae a Astrud a la memoria.Voy a pensar sobre el por qué, no es sólo por lo que me evoque el “He vuelto”…

Anoche tenía un concierto, “Yira2”, tango electrónico, que me hubiera molado, pero estaba tan tan agotado que me fui a casa. Preparé la maletilla y cené con Sesi. Dice Sesi que ya se marcha a fin de mes. Es hora ya; de un tiempo a esta parte hace y dice cosas que me irritan bastante, y aunque coincidimos poco en casa, si queremos conservar nuestra amistad lo mejor es que nos veamos menos cuanto antes.

Me llevo el laptop, a ver si tengo conexión en el hotel y me asomo en cuanto pueda.

Servicio de Estacionamiento Regalado

mayo 19, 2008

Si, no, la frase del título del post de hoy no es de mi autoría. Se ve que alguno de los huelguistas del Servicio de Estacionamiento Regulado (S.E.R.) quiere competir conmigo en esto de los juegos de palabras. Eso del título es lo que ponían hoy los parquímetros, y estaban todo tapados con cinta de embalar para que nadie esquirolice sus reivindicaciones. Yo me dije: por mi fenomenal, guapísima, maja, pero a ver si no va a ser que haya por ahí alguien en servicios mínimos, que en este caso fuera a ser multarme mientras cumplo con mi vigorexia en el gym… Al final no pasó nada, y eso, gratis total.

La huelga está convocada para toda la semana, no te jode, justo cuando me piro de la capital… El miércoles me voy a Cádiz, a rodar a una playa jueves y viernes. O sea que sin computer no sé cuándo será mi próxima actualización, o si, no sé, lo mismo me llevo mi bello y nuevo laptop.

Mi no-puente estuvo bastante bien, tirando a tranquilillo. Sabes qué pasa… que aún sigo comunicando, y no veas hasta qué punto estoy hasta los mismísimos… ¡no se lo deseo a naides! Aprendí la técnica de ver el los molares superiores con un espejillo dentro de la boca, frente a otro espejo, con una maglite linterna para facilitar la cosa, y ahora hago un seguimiento day by day. Queda un orificio super pequeño, pero es suficiente para seguir con la sinusitis, y esa sensación de extraña presión neumática en el sistema boca-nariz-oído, de lo más coñazo.

Total que he intentado pasar la mayor cantidad de tiempo posible quieto callado, excepto el gym clarostá, donde incluso ahí evito las acciones bruscas y el respirar fuerte. Cenascines, teleseries, lecturas, meditaciones, toda esa parte. El viernes trabajé un rato; por la tarde fui a la pelu, y di un largo paseo hasta casa. Frente al Mc Donalds de Gran Vía había una demostración anti crueldad animal vegetariana con la que me sentí mazo identificado.

El sábado, gymaparte, pensaba salir un rato con Depard por la noche. El probe lleva una temporada tremebunda con sus padres, hace tiempo ya, están muy mayores y achacosos, mazo dependientes sin atención de la puta comunidad de Madrid de la Espe, que pasa total de aplicar la Ley de Dependencia. Pues resulta que Depard llevaba toda la semana en el hospital con su padre, y justamente el sábado le dan el alta, así que quedamos a cenar, algo tardecillo. Fuimos a Baco y Beto, muy rico todo, y al salir, tipo 1, le llaman para decirle que la casa de sus padres se estaba incendiando…

Te lo puedes creer. Salió el muchacho corriendo a por un taxi, no ves que están medio inválidos y que la señora que los cuida no sabe qué hacer en un caso así. Al final, por suerte dentro de la desgracia, no pasó nada súper grave más que el susto. Se trataba del piso de abajo, que en un despliege tochísimo que incluyó derribamiento de muros, los bomberos pudieron extinguir sin necesidad de evacuarlos, que tendría que haber sido por la ventana, ya que la escalera estaba afectada por el incendio. Me llamó a las 3, pero yo ya estaba casi en la cama, o sea que mi salida se vió semifrustrada, y digo semi porque la cena estuvo fenomenal.

Ayer domingo vinieron los chicos y Snow a comer a casa. Bajamos un rato al Rastro, y ya no me quedó más que aliñar la ensalada y calentar el plato principal porque había sido previsor el día anterior y ya estaba preparado. Mis experimentos en la cocina vegetariana están siendo muy exitosos. El plato en cuestión era lasaña, y recibió un aprobado alto por parte de Micky, que es un especialista en lasañas, todo un Garfield. La boloñesa con la que la rellené era de soja texturizada en lugar de carne, que no sólo da el pego total sino que creo que está hasta más rica.

Después de sofasiestar fui unos ratos al gym, y quedé con Depard al cine a ver “Una chica cortada en dos”, de Claude Chabrol, que me estoy especializando en pelis de viejunos con jovenzuelas. Me dejó un extraño sabor de boca. Vamos a ver: es entretenida y grata de ver, pero bastante ingenua en general, da muchas cosas por supuestas, entra muy a saco en la historia, y los actores, que de tan gestuales parecen kabuki a ratos, dan por sobreentendida con su actitud partes de la trama que nunca se explican. Como por qué el joven millonario odia al viejuno escritor, asunto planteado al comienzo de la peli (no es un spoiler) sin explicación ninguna, y clave para el devenir posterior de la trama.

El final no lo cuento, pero esa secuencia se supone que tiene un contenido metafórico, y es de tal obviedad que me dejó un poco tal. En general tenía la sensación como de estar viendo una peli de principiante (de un señor de 77 años y miles de filmes a sus espaldas), o una especie de adaptación de un cómic, algo así. Hay dos pelis que me voy a ver para abundar en el tema: “Ragtime” y “La chica del trapecio rojo”, que recogen la historia real en la que está basada ésta, el asesinato de Stranford White arquitecto del Madison Square Garden, asesinado en 1906.

Hoy, ópera: “L’ Orfeo” de Monteverdi. Cómo me gusta un barroquismo. A ver si al acabar llego a tiempo de ver un poco del estreno de Supermodelos 2008, que los capítulos que he visto del crucero casting me han hecho mucha gracia y ya es hora de que me enganche a algo de la tele, que ni Fama ni OT ni nada he visto últimamente. Qué gracia el Josie por favor, ya estoy usando frases suyas, como el “estás atrapada”, y “hay que renovarse cada 6 meses”. Promete, mucho.

Y además, atención, ¡hoy sale el tercer disco de Ellos! “Qué fue de Ellos”. Qué ganas, madre…

San Isidro Labrador, poco mordedor

mayo 16, 2008

En Mandril es puente, ya que ayer fue fiesta. Dicen que qué bien elegido San Isidro como santo patrono de los madrileños, que se les aplica muy bien eso de un santo medio vago, que con la excusita de orar mandaba a labrar el huerto a los ángeles y animalillos del prado. A mi me mola de San Isidro que estaba casado con Santa María de la Cabeza, y siempre me imagino cuando llegaba a casa por la noche, una escena con diálogo de santos total:

– ¡Mari, que ya estoy en casa!

– Hola Santi, qué tal tu día.

– Bien, hoy hice un par de milagros y regañé a un querubín que me escoñó el arado, pero poco más, ¿y tú?

– Uf, pos yo qué te voy a contar, ando de la cabeza…

A que mola. Yo vivo cerca de esa casa en la que vivían ellos, y antes vivía justo al ladico. La casa está en la Plaza de los Carros, junto La Cebada y Puerta de Moros, en la Latina, pegada a la Iglesia de San Andrés, donde están los restos de San Isidro, a pesar de haber otra iglesia con su nombre, la antigua Catedral. San Andrés está en proceso de restauración; por fuera hacen una reconstrucción mazo absurda del ladrillo, que queda como Lego, y por dentro hay molduras chulísimas de querubines con verduras. Esta iglesia fue quemada, como muchas otras, durante la Guerra Civil. Cuando la visité por primera vez hace más de quince años, aún estaba ruinosa por dentro, pero ahora está bien chula, con las verduras y los ángeles en vivos colores. Por detrás, en la misma Plaza de la Paja, están restaurando la Capilla del Obispo, de lo poco renacenctista que hay en Madrid, que a ver si al acabar deciden abrirla, ya que siempre estuvo cerrada al público.

El post de hoy me está quedando mazo guía turística. Pues qué bien, me acabo de dar cuenta. Resulta que de tanto llevar visitantes por mi barrio, tengo un tour ya diseñado, y su chapa pertinente, y nunca lo había mencionado en el blog. Empecé improvisando esta actualización y ahora me parece estupendo como tema, aún más teniendo en cuenta que entre el puente y el finde es probable que tenga lectores, pero pocos lectores. En cualquier caso me limito a lo sanisidrense, que tengo mucho material mozárabe y opusino sobre el Madrid de los Austrias, pero eso será en otra ocasión.

La Capilla del Obispo es del lado de la Plaza de la Paja (que ha vuelto a estar de actualidad para mi ya que cuenta con dos restaurantes vegetarianos). Del otro lado, decía antes, está la casa en la que vivió y murió San Isidro hacia 1100 y pico, y donde se halla el Pozo Milagroso. Hoy es una especie de museo. En la adyancente calle del Almendro, en el recodo, hay un solar enrejado con unos almendros que le dan su nombre; ahí estaba el huerto del santo. Y del otro lado de la calle de Segovia, está la casa de los amos que empleaban a Isidro y entiendo eran los dueños de esas tierras.

Todo esto lo estoy contando de memorieta: no me costaría nada googlear la info, pero creo que así tal y como me la sé, mola y entretiene. Lo de la casa de los amos lo ponía una placa en el dificio que entiendo se construyó en el mismo lugar, supongo que no era la original. En cualquier caso estaba ruinoso y llevan tiempo haciendo no sé qué tras los andamios.

Hace algunos años, para las fiestas de San Isidro el ayuntamiento programaba cosas chulas en las Vistillas, pero de un tiempo a esta parte lo que ponen es de una caspa inenarrable. O sea que no me he acercado estos días. Anoche hubo fuegos artificiales que escuché desde casa, eso sí. Lo mismo el finde me pego un garbeo chulapón por la verbena.

Resulta que en Buenos Aires, Argentina, la mayor parte de mi familia (todos menos mi hermana pequeñoa y los suyos) viven en San Isidro, localidad al norte de la capital, junto al río, preciosa e histórica. Resulta que allí, solo en esa zona, también es fiesta el día 15 de mayo. Es curioso porque dudo que los locales sepan la histora madrileña del santo; allí resuena como un festivo más bien pijo (concheto) dadas las características de su población… Además el colegio al que fuimos se llama San Adrés, pero eso sí que es querer encontrar coincidencias obsesivamente…

Mira cómo una cosa me lleva la otra en un trepidante hilar. Justamente en Buenos Aires se hizo este corto de animación con el que cierro el post tan redicho de hoy. Me lo mandó Jaimer (ya no uso su nick blogueril, porque ya no bloguea). Es muy muy chulo; aconsejo verlo en toda su extensión. A mi me dejó bastante boquiabierto.

Happy finde.

Tengo puppini

mayo 13, 2008

Estoy metido en tal vorágine labo laboral, que no tengo respiro ni para respirar. Para colmo hay unos sucesos súper extraños que me tienen medio mosca. Total, que viendo que si le diese a esta actualización el tono de “composición tema: mi devenir”, me saldría tan bizarro que para qué. Además solo tengo 4 minutes, entre una y otra reunión, que la otra me la han puesto a horas que no no no, total que hablaré (escribiré) sobre mis recientes experiencias musicales y cinematográficas.

Ah, no, antes comentar que mi dentista mazo wais me ha dado el alta. Como lo estás oyendo. Me quitó los puntos, me enseñó el cráter con unos espejos, y me dijo hala, veste. Yo, personalmente, sigo con una sinusitis bien maja derivada de la escabechina, y aún siento un aire pasar por los huecos, pero bueno, si el dotor dice que ya está, pos ya estará.

No sigo por ahí porque ese es uno de los capítulos bizarros, y había dicho que hoy no. Pero lo utilizo para empalmar con la crónica del Forward, ese festival. Llegamos el viernes al Telefónica Arena justo a tiempo de ver empezar a tocar a las Ladytronas. Era aún de día, y había gente, pero había poca gente. Muy poca. Dicen que el festival fue un poco fracaso, no sé; a medida que iba avanzando la noche se fué medio llenando, incluso se colapsaron las barras, pero lo cierto es que no era aquello como lo del Infinitamente, que se hace en el mismo estadio, ni mucho menos.

El nexo con mi maladie es que decidí usar unos tapones para los oídos, por las interconexiones tremendas que hay entre oído, nariz y boca; no sé si sirvió de mucho porque al día siguiente me encontraba francamente de la sinusitis, pero desde luego ha sido mejor que no llevarlos, y fueraparte el uso puntual, me pareció muy bien el efecto que se consigue. Me parece que aunque esté mejor de lo mío voy a llevarlos siempre a festivales y sesiones de tecnojaus: bailas igual de bien a todo, se reduce muy mucho el traumatismo timpánico, y todo se vuelve mucho menos cansado.

Ladylitronas fenomenal, en su línea, con sus bulgarismos y toda esa parte. Con Diplo y Kowalski bailoteamos un poco; Soulwax estuvo fenomenal, mazo bootlegueros. Fangorda, contra todo pronóstico, encantó, y sabes por qué: es que del disco nuevo solo hizo dos o tres temas, eran principalmente jitazos de siempre. Un cambio de decorado francamente assurdo, y Topy enseñando sus nuevas tetas. De las Nancys mejor ni hablar… ¿cuánto más piensan ir together? ¿Always?

Entre Fangoria y Underworld hubo una trasnmutación de público, y aquello se repletó de malotes mojando el dedo en eme y con la mirada vidriosa y dando botes. Fenomenal, ni medio problema, ya ves, hasta recuerdos que me daban de mi vida no tan lejanamente pasada. Eso si, da para pensar, que crisis, si, mucha crisis, pero llama la atención que tanta gente tenga 55 leuros para desfasar tal que, aparte de las drojas, bebidas, transporte, etecé.

En cualquier caso, Underworld geniaaaal… Yo ya les había visto años ha en el Sonar, espectacular, y esta vez, one more time, me encantó y bailamos bastante. Luego venía Tiga, pero nosotros ya nos fuimos marchando, o sea que 2 Many Dj’s nada.

El sábado descansé lo que pude, y por la noche, Corazón y Serpentina en la sala Sol, con lifeonmars y Mr. E. Ahí si que había poca gente… una pena. Me sorprendió que saliera primero Corazón: se supone que son más conocidillos; los probes al salir habíamos cuatro gatos, literal. Disfruté mucho anyway, y con lifeon vimos cómo todas las versiones que hacen (entre ellas una muy chula de Violeta Gómez), llevan en su letra la palabra “corazón”. Lo pillas todo, Lady Olé (ellos mismos me lo confirman llamando “avispao” en el myspace de Telecine).

Serpentina muy pero que muy chulo. Yo es que soy bastante fan y me sabía casi todas y las cantaba asín en falsete, porque la maja es soprano, y para las sopranos y castrados es fácil, pero yo tengo testículos, sabes, y como bien dice Barry Gibb en Celebrities de Muchachada Nui, cantar en falsete teniendo los atributos indemnes, pues como que tiene más mérito.

El musicalizador (a.k.a. disc-jockey) de la sala, entre un grupo y otro,estaba venga de poner a unas que me inquietaron, tal que tuve que preguntarle, y no veas que grato descubrimiento. Mesplico: yo siempre he sido muy fané del easy listening (tengo testigos), y dentro de todas sus vertientes me llegué a especializar en artistas del género que versionan, en su estilo retro, a otros artistas más actuales. Mike Flowers y sus temas de Bjork y Oasis, Pastel Vespa haciendo a Alanis, y los discos enteros de versiones de Axel Boys y The Nylons. Pues a estos que tantos gratos momentos me brindaron, ahora se suman las Puppini Sisters.

Estas tres majas, una italiana y dos inglesas, hacen unas versiones alucinantes al estilo del jazz vocal de los años 40 de las Andrew’s Sisters. Fastuoso: Beyoncé, Blondie, Gloria Gaynor, Bangles… Flipante. Son mi banda sonora actual.

Abreviando que se me viene la reu. El domingo, un plan improvisado con Equisenorme (iba a ser con Tugramola pero el probe no pudo por motivos laborales): “Speed Racer” en los Kinépolis. Pantallaza y palomitas. La peli es bastante alucinante; el mundo que han creado es un flipe, una especie de futuro súper japo, muy lisérgico, recargadísimo a nivel visual, que no cabe ni un píxel más, oiga. Las carreras, geniales, pero… es que hay como diez carreras. Y entre carrera y carrera, unos larguíiiisimos diálogos culebroneros que te pierdes, bastante aburridos. Pensando creo que han acertado en recrear el espíritu de los dibus originales, pero es que claro, los dibus originales eran muy pero muy infantiles…

Y yo sé lo que digo, Aquí no conocéis a Meteoro, pero yo me críe con él en la caja boba. Mi bici (plegable, de casa Fiori) se llamaba así, Meteoro, y a la de mi hermana Lau yo le puse Trixie, me acuerdo bien. Qué recuerdos… mira, mira. Y descubre, en el final de esta, la intro latinoamericana, de dónde pueden haber sacado los directores, los hermanos Wachowski su inspiración para la escena de las balas de Neo, en la también suya Matrix…

Chorradas como pianos

mayo 9, 2008

Una vez más, Enjuto Mojamuto nos abre los ojos a la real realidad. Tanto cacacarear yo en posts anteriores sobre mi deseo de vaciar la mente, y a ver si que me acaba pasando lo de éste y lo que vacío es la carpeta de las cosas importantes y me quedo sólo con chorradas como pianos (copy para más inri). Auque por otro lado, si lo importante es la Revolución Francesa y la Conferencia de Yalta, pos como que no. Como bien dice nuestro sempisentado amigo, para eso está la Wikipedia.

O sea que vale, a vaciar se ha dicho, pero ya diré yo qué es o no importante, que lo mismo me salen varias chorradas como tal. O pianos, quién sabe. Por otro lado, me complace mucho comprobar que el cerebro de Enjuto es un Mac. No me esperaba menos. Aunque ahora que lo pienso, en el episodio de los virus dijo que su sistema operativo era Ubuntu, que creo que va con Linux…

Bueno, ya ves, no sé cuánto habrá de chorradas como pianos en mi disco duro, pero de momento, en el blog, ya llevo tres párrafos.

Esta noche, al festival Forward. Fenomenal, guapísimo, acreditadísimos estamos un alegre grupete. Yo quería disfrutarlo a tope guay, ya sano del tó, pero al final resulta que hasta el lunes no me quitan los puntos de la boca, así que nada, con cuidadín y tal, a durar lo que dure, sin sobreesfuerzos ni burradas. Mira qué cartelón:

Y el sábado, con lifeonmars y Mr.E a ver a Serpentina y Corazón a la sala Sol. Fíjate, siendo esto mucho más traqnuilo que lo otro, y cantando como cantan con la voz flojita (como la mitad de las canciones de Björk,) para mi salud le temo a esto un poco más que al festival, ya que esa sala es más recoleta y llena de humo para mis senos nasales. Cagándonos un poco one more time de que en Madrid no se aplique la ley antitabaco.

O sea que será un finde muy musical, y el resto del tiempo muy de descansar. Dormirá estos días en casa mi sobri, que va al Salón del Cómic, disfrazado y todo. Qué majo es en todo su frikismo. Lo apoyo total. No sé si coincidiremos mucho con tanto trajín, anyway…

Volviendo a las chorradas como pianos, que me gusta reincidir oye, estoy pensando que el blog está fenomenal para descargar archivos mentales y que no se atiborren ahí las cosas. Para mi no son chorradas, pero si que me vendría bien vaciar las obsesiones que a veces me atormentan. Algo así como la lista de las cosas que más me molestan del mundo. Hoy empiezo con dos cosas. Iré sumando a medida que emerjan, pero se aceptan aportaciones.

Lo más molesto:

– Que al darte las vueltas en las tiendas, bares y tal, te pongan los billetes debajo y encima las monedas. ¿Pero no VEIS que así las monedas se caen? O lo que es peor, que para que no se caigan hay que hacer malabarismos, y al final se caen igual. Tenderos, camareros, dependientes y etcéteras del mundo, a ver si sus enteráis: las monedas en la palma de la mano, y encima los billetes.

– La doble fila. Cómo la odio por dios. Te lo juro, palabrita del niño jesús: yo jamás de los jamases dejo mal el coche. Tengo pruebas: nunca he tenido ni una sola multa de tráfico ni aparcamiento ni nada en 24 años de carnet (ni accidentes de tráfico para el caso, toco madera). ¿Qué pasa por la cabeza de alguien que deja el coche en doble fila en una calle de estrechos dos carriles cargadísima de tráfico? ¿Y los que habiendo ya uno a las izquierda, un suponer, van y dejan el suyo a la derecha, muy cerca del otro, obligando al atasco formado a tener que atascarse en zigzag? Y oye, que a mi no me dejan aparcar en zona de carga y descarga, por lo cual no permito que se aparque para ello en el carril por el que debo circular yo. No me venga nadie con lo que ya me sé, con que para que no me pase esto use transporte público: tengo claro que usar el coche tiene pros y cons, y asumo los inevitables; ahora bien, no entiendo cómo ni por qué se hace la vista gorda a este problema en esta ciudad, que no he visto yo por ahí en el mundo civilizado algo semejante. Lo que me lleva a pensar en los políticos y sus cenas y comidas que dejan repletita de doble fila de coches oficiales las calles de los restaurantes que frecuentan… Si todo está interconectado, no lo ves…

¿Qué más os molesta?

Tengo que tranquimizarme

mayo 7, 2008

A ver de qué me iba a pensar, que 40 días seguidos de kriyas y meditación, todos los días, y luego otro mes día por medio, no me iban a estar haciendo efecto, regulando, equilibrando. Desde el 23 de abril que me quitaron la muela, no había podido volver a mis prácticas, y tan agobiado estaba con la comunicación bucosinusal, la infección posterior, la intervención quirúrgica, la medicación, todo… No fui consciente de que había detenido de una forma tan tajante ese hábito saludable, terapéutico.

Ha sido en estos días del puente. A mi irritación característica, que se sumaban los efectos de los antibióticos, que me tenían fatal a nivel digestivo, me empecé a encontrar alteradísimo, con los niveles de compulsión muy elevados. En seguida supe que, tal y como yo presentía, las prácticas me habían ayudado mucho a sobrellevar todos los cambios de los últimos meses, y al parar, lo estaba notando. Mira, un lado bueno a esta cagada, si cabe. Así y todo, tardé dos días en ponerme otra vez, en sentarme a vaciar la mente, 20 minutos. Me siento y no hago nada más que eso, sin expectativas, sin autosugestión: sólo vaciar, elevar, observar.

“El mundo está en la mente”. Así se titula un libro de extractos de Yoga Vasishta. El mundo terrenal es ilusión, y parte de su propia definición es atraparnos en sus contradicciones, apegos, incomunicación, aislamiento, deseos, confusión. La mente es su perfecto aliado; es como un pez fuera del agua; no para, y la mía es especialmente atacada. Estoy aprendiendo a observarlo, a ver cómo me he pasado toda la vida así, con la mente a mil, permanentemente haciendo comprobaciones de alteración. Insistiendo en buscar algo que esté mal, para que todo esté bien, o sea, como siempre.

En análisis también estoy tratando esto. Es una suerte poder llegar a lo mismo por dos caminos tan distintos. ¿Por qué me cuesta tanto estar tranquilo? ¿A tal punto puede llegar el habituamiento a un estado alterado, como para que deje de ser conciente, que de tan normal pase a ser EL parámetro de la vitalidad? ¿Será que para mi estar tranquilo es estar como muerto?

¿Cómo me sentiría si por fin estuviese tranquilo? Los síntomas físicos son un parámetro; estar mejor de la piel y del aparato digestivo sería señal de que voy bien. Pero va más allá. Estar tranquilo sería estar presente, vivir cada cosa que hago y hacer sólo lo que hago, en cada momento, con libertad y seguridad. Sentir y transmitir paz. Otra cosa que pueda que me impida desear y generar calma, es confundirla con inactividad, y no es así. El ejercicio físico, el sexo, la música estridente, reir, bailar, cantar… hay muchas cosas que no son calmas pero que me calman. La energía psíquica y física y emocional tiene que desgastarse, tiene que rular, generar expansión, creatividad. Tiene que salir.

En eso estoy. Por varios frentes. Dándome cuenta que no es en el trajín cotidiano, ni en las relaciones, ni en las expectativas, ni en el deseo que voy a sentirme vivo. La realidad está dentro, pero no dentro de adentro, sino en el universo, en el todo lo que es más que uno, que se accede desde dentro. Es una expansión de luz desde el interior. Desde un punto en el corazón, desde un punto en el centro de la cabeza, sentado, en silencio, con los ojos cerrados, la espalda y la cabeza rectas, centradas. Lleno de vacío. Pure bliss.

Se ha abierto otra orquídea en la planta que tengo hace más de un año y medio, en el salón. De momento es la última, no hay más capullos (con perdón).

Viejunos a go-go

mayo 4, 2008

Domingo de puente convalesciente, medio ermitaño. Digamos que he reducido mi actividad media a un 30%, lo que en la práctica ha significado mucho tiempo en casa, solo, que intencionalmente procuré no rellenar con nada. Esto es, la mayor parte del tiempo que no estuve durmiendo o en el baño (los antibióticos me han descompuesto cosa mala), lo pasé leyendo o escuchando música o viendo algo del media player (hacía mucho que no comprobaba one more time lo estresante que es intentar ver la tele: se convierte en un eterno zappeo para no encontrar nada en 40 canales…).

No he escrito nada, y los efectos de cortar en seco con los kriyas y la meditación se han ido notando, haciendo especial crisis esta mañana, que dejé de castigarme y me senté veinte minutos. Me hizo bien, pero tengo la sospecha de estar al borde de algún tipo de recaída, obviamente a años luz de mi historial: no es ESE tipo de recaída; es una vuelta más en la espiral, si, pero hace tiempo que esta espiral es ascendente. Este post podría ser una válvula, un desahogo al estado presente, pero voy a dejarlo madurar un poco más, y sólo haré una resumida crónica, y un par de críticas. Surface surfing.

Estos días, a pesar de la semi reclusión, cada día, menos hoy que solo bajé a dar un paseo hasta el Vips a por el periódico, he salido un ratillo. Ha sido en orden descendiente: el jueves me pasé casi todo el día en la calle, salvo la siesta; por la noche salad dinner en casa con el Xabi y Depard con Lola (hacía mucho que no había una auténtica perra en casa) y episodios de “Curb Your Enthusiasm”. El viernes cine y japo con Monik y Gallo. Luego comento “Elegy”. Ayer, low impact gym y Modigliani con Tugramola (qué bien redescubrir a Moïse Kisling). Por la noche vi “Clapham Junction”, el telefilme de Channel 4 que merecería un post aparte… y el mini concierto presentación del “Hard Candy” de Madonna en el Roseland Ballroom de New York. Aprovecho el tema para repasar e disco…

A mi me gusta mucho “Hard Candy”. No sé, yo no soy muy crítico con Madonna; no soy talifán de toda la vida. He vivido entera toda su carrera, la ví en su Blond Ambition Tour en el 90 en Madrid, pero no era fan. Me hice fan (muy) en “Ray of Light”. Es un discazo, que además coincidió con una época mía muy propicia para la electrónica espiritual que planteaba. El concierto de “Music” en Barcelona fue un punto bien álgido en mi vida. Y a partir de ahí los discos fueron a peor, pero no mis ganas de que me gusten ni la energía que les puse.

Y “Hard Candy” es muy coherente en esa evolución. Cambia de sonido, se rodea de valores seguros, y en las letras suaviza y atomiza bastante el mensaje para hacerlo más accesible, para todo público.
Ya se ha dicho de todo: que si se ha volcado al R&B para recuperar al público americano (no creo que sea para tanto, sigue muy electrónica), que si hay muchas canciones malas de relleno, que si las fotos del libreto son muy feas, que qué viejuna canta (eso en el mini concierto ha quedado más que patente)… así que no voy a incidir en esas cosillas, más bien comentaré rarunadas de las mías.

Parece que llevo tanto escuchando “Candy Store” (el leak estaba en un compilado mío del año pasado) que no sé si me gusta o es que me he acostumbrado… “I’ve got candy galore” es mi frase favorita. “4 Minutes” ya la he comentado, y me parece un temazo, y el momento especial, ese “don’t be a PriMa-donna”. Ahora estoy con las remezclas. “Give it 2 Me” es muy Madonna de siempre, genial para el gym, y mi parte favorita es el “to the left, to the right”, por el canal derecho y el izquierdo respectivamente. Qué risa. Las letras en general de este álbum me parecen bastante infantiloides, pero yo me empeño en mi afán de ver a qué se refiere y con qué me identifico. El “I can go on and on and on” suena a manía compulsiva que te cagas…

“Heartbeat”, al igual que un par de otros temas del disco, me han recordado en sus armónicos, en las melodías, a comienzos de los 2000, a esos temas house del Pioneer, la época de Ultra Naté y el Lady. En este en concreto, ese momento en que Madonna… ¡canta!, y hace una nota aguda que a ver cómo se apaña en los directos con la voz de cazallera que se la pone… “Miles Away” es otro ejemplo de que tampoco ha cambiado tanto y se agarra a valores seguros como el “Love Profusion”, y lo bien que hace, porque suena fenomenal. Llevando la letra a mi terreno, me hace pensar en que, con algunas de mis parejas, me pasaba al revés: en los momentos que no estaba con ellos, NO los echaba de menos…

“She’s Not Me” es una de mis debilidades. Musicalmente me encanta, con todos sus cambios y tal, pero es la letra lo que encuentro lo más encantadoramente bobo del mundo: “ella no es yo, no tiene mi nombre”. En cualquier caso, me he pillado a mi mismo usando el leit motif como mantra para mis asuntos fóbicos sociales, cuando no entiendo a alguna gente que me rodea. Repito varias veces el “She (o He) is not me”, y se me pasa.

Los cambios de ritmo a fragmentos chunda chunda techno house de ésta y de la siguiente, “Incredible”, supongo que están muy pensados para los directos: se puede hasta visualizar el cambio de escenario y luz y la entrada de los bailarines para una sesión acrobática, probablemente dando un respiro a la señora mayor. El comienzo de “Incredible” es una chulada, pena de rimas absurdas : “one of those things, when everything”… Madre mía…

“Beat Goes On” al principio me gustaba menos que el leak, pero ahora me encanta: las campanitas, ese ritmo disco, la cámara… hasta el rapeado de Kanye va bien. “Dance 2 Night” es muy 80’s: el 4×4, el bajo, los cambios… y el homenaje al “Kiss” de Prince: “You don’t have to be beautiful, you don’t have to be rich”… Y me gusta que hace un poco de voz pitufa, ese gran estilo musicovocal…

Ay, “Spanish Lessons”… ¿Por qué Marisa, por qué? De cualquier otro cantante que no tenga una hija llamada Lourdes María León, pensaría que es hasta racista. Lo más curioso es que ni siquiera dice bien las cosas que dice en español: ¿siniorita?, ¿yo soy loco? Y todo el mundo sabe que “entiendo” es… otra cosa. Anyway, ya la he cogido cariño.

“Devil Wouldn’t Recognize You” me dio bajó al principio porque no era el “You Could Be The Devil” que puse en mi recopilatorio. No me enloquece, pero es verdad que es muy Madonna, la temática y las voces dobladas bastante trebble. Y por último, “Voices”: un temazo medio trip hop que deja muy buen sabor de boca, con una letra más que digna.

Este disco es mi banda sonora de la temporada, sobre todo en mi Poyota y en el gym, al que estoy yendo poco por motivos, pero pronto retomaré la vigorexia. Dicen que viene a Madrid esta vez; esperemos que así sea y bailaremos juntos, cantando a vivavoche.

Una de cal y otra. “Elegy”, de la Coixet, me gustó bastante más de lo que me esperaba. A priori, el planteamiento no me chanaba mucho: la pareja no me atraía, el tema se me hacía lejano, y al leer en una entrevista que la directora creía que a Philip Roth no le había gustado mucho cómo había quedado, pues eso, poca gana. Pero no, debí haberme dado cuenta que un libro de Roth es una base estupenda, no fácil de maltratar. Tampoco soy un especialista en él, pero de adolescente leí “El lamento de Portnoy” (de a biblioteca de mi padre) y me impactó bastante.

Casi todo lo que me gustó fue de manera tangencial. El tema de la edad me afecta, bastante, pero no me identifico con un señor de más de 50 años. La juventud en el amor y el sexo me atrae, mucho, pero no se me plantean brechas como la de la peli (aún). Sí que me resuenan, y mucho, asuntos como la diferencia entre hacerse mayor y madurar, y el tema que plantea Dennis Hopper cuando dice que la belleza física no nos permite acceder a las persona. Me hace pensar en lo opuesto también: cuando una belleza no nos llega o no nos es afín, se descarta a la persona que hay detrás.

Algunas cosas que me molestaban, eran resueltas en algún momento, o comentadas al menos. Como el componer un personaje sobrehumanamente perfecto para que te creas que a su edad pueda interesarle a la chica, que cuando te han dicho que es profesor, crítico de arte en la tele y la radio, escritor, pianista, luego va y resulta que además es fotógrafo y tiene un cuarto oscuro en casa… ¿Cómo sería la historia si él hubiera sido un poco memo? ¿La superioridad intelectual es parte del atractivo, o justifica el desequilibrio? Cuando pensé que qué fácil nivelarlos cuando hacia el final a ella le pasa lo que le pasa, ella misma lo dice, y eso me gustó.

Penélope no me gusta mucho, y esta peli no es excepción. Ben Kingsley también me dejó frío, pero ocurre que, sobre todo al comienzo de la relación, la poca química ayuda mucho a la actitud dubitativa que deben manifestar. Va muy acorde además a una trama de ritmo irregular (la primera mitad de la peli son tres o cuatro personajes, y de repente empiezan a aparecer un montón más), pero yo soy muy amante de las des-estructuras y lo meandroso. Lo que menos me gustó quizás fue la voz en off (¿es del todo inevitable en las adaptaciones literarias?) y el trato a lo cubano: excesivamente esteriotipado.

La Coixet aprueba sobradamente su aventura americana como directora de encargo, aunque consta por ahí que lo pasó bastante mal con los productores y trabajando sola. Pero aparte de todo lo demás, me hizo mucha gracia su homenaje a Zapatero (a quien le hizo los spots de la campaña electoral), metiendo a saco en un diálogo la Alianza de Civilizaciones, en la fiesta en casa del profesor al comienzo de la peli. No me extraña que el presidente fuese al estreno y todo. ¡Grande Isabel!