Papadon preach

Mal empezamos. Quería hacer un post para que bajara la entrada anterior con ese título tan frívolo, reemplazarlo por otro que refleje unos momentos complicados por los que estoy atravesando, y va y me sale la hora chanante. Pero bueno, por algo será.

Es una situación extraña. Estar pendiente de la evolución de mi padre, a tantos miles de kilómetros, algo todo tan de repente… Antes de ayer lo ingresaban por un cuadro concreto y un malestar general, descubrieron otra cosa que no estaba relacionada, anoche lo operaron de urgencia, y descubrieron más cosas. No entraré en mucho detalle, pero está mal. Muy mal. Estos días se sabrá cuánto dura.

Entonces me quedo en casa, fenomenal para descansar y ver pelis y escribir y esperar llamadas. Estoy pendiente, preocupado, pero no muy muy triste. Me da pena (y un poco de culpa) por mis hermanas, con sus familias y sus cosas aparcadas para estar con mi padre. Con él y con y mi madre, que tuvo un repentino ataque de lucidez pero está asustadísima. Decía que me da pena por ellas tres, que tienen a sus dos hermanos lejos, por motivos muy diferentes cada uno, obvio, pero no estamos. Yo por lo menos estoy pendiente, llamo y me llaman, que sepan que tienen mi apoyo, desde aquí pero lo tienen.

Mi padre… estaba tan mal últimamente, de ánimos, de cabeza, de sus cosas, de todo, que este pre-desenlace marca una encrucijada donde cualquier camino plantea dilemas y preocupación. Salvo uno, claro, el inevitable, que por lo menos en mi tampoco provoca una tristeza enorme; creo que estoy preparado. Me da igual que suene mal: yo lo escribo, lo digo y lo siento con amor, perdón y verdad.

Estos últimos tiempos, en su ciclotimia, me enviaba ocho mails por día algunos días, alternando semanas de silencio absoluto. Cuando me escribía, muchas veces me decía que se acordaba mucho de su última visita a Madrid, cuando vino a presentar a la Casa de América una de las dos novelas que le publicaron el año pasado. Me decía que en sus sueños se veía paseando conmigo, cenando en mi casa, charlando los dos. Y si, un  poco de eso hay. Estamos en los lugares donde están las personan que piensan en nosotros, y él está un poco aquí. Yo soy un poco él, y no sólo en sentido figurado. Mi nombre de pila no es un nombre común en España como nombre, es más común como apellido, y mi apellido es muy raro; pero mi segundo nombre (llevo nombre compuesto) es el suyo, y al ser fácil, es bastante habitual que me llamen con su nombre. La farmacéutica de enfrente de mi casa, por ejemplo, me llama con su nombre, y en general todo aquel que lee mi nombre completo: bancos, médicos, gestiones en general. Yo, una vez superado el susto, no lo suelo corregir…

Pase lo que pase estos días, mi padre estará por aquí dentro y por aquí fuera mucho mucho tiempo. Y yo maduraré aprendiendo a estar con el “él” que hay en mi. Ahora, a esperar, sin dramas griegos ni desgarros, titulando los posts y poniendo tags como siempre, con mis tontás.

P.D.: Me parece que estoy un poco más afectado de lo que creía que estaba…

P.D. 2: Me está gustando esto de las post datas…

Anuncios

Etiquetas: , , , , , , , , , ,

8 comentarios to “Papadon preach”

  1. lifeonmars Says:

    Ánimo y mucha suerte. Be strong, son!

  2. Telecine Says:

    gracias lifeon… nos vemos.

  3. marietta Says:

    Bueno, yo entiendo lo de la pena(que padre solo hay uno en cualquier caso), pero no creo que tengas que sentirte culpable. Tus hermanas habrán elegido sus vidas lo mismo que tú, y simplemente ellas decidieron quedarse allí y tú venirte para España. Es sólo fruto de la casualidad que ellas se encuentren cerca de tú padre y tú no.

    A mi me encantan tus tontás pero si te apetece drama queen por aquí andamos.
    Mucho ánimo guapérrimo,

    muá

  4. MM Says:

    Señor cine:

    Normalmente se intuye sinceridad en lo ke es usted escribe, pero cuando habla de su padre casi es como si se abriera y enseñara lo ke tiene dentro, y ¿ Sabe? Lo ke se ve es bonito. Aunke duela.
    Un abrazo.

  5. Telecine Says:

    Telecine, no, no nos vemos.

    marietta, ¡gracias! Y si, padre no hay más que uno… ¡la naturaleza es sabia! jeje…

    MM, hombre!… qué chulo que aparezcas por aquí para decir algo semejante… ¡un abrazo!

  6. MM Says:

    Es ke no he podido evitarlo…..

  7. MM Says:

    Es ke no he podido evitarlo…..
    Pero leer siempre leo, aunke no comente, ke conste. Y eso no lo puedo decir de todos los blogs ke tengo enlazaos, se lo aseguro.

  8. Telecine Says:

    MM, qué gran honor… yo también leo, pero para ser sincero, no siempre… que a veces me faltan horas…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: